El Gobierno ha pactado un nuevo paquete de ayudas al turismo con Cs a cambio de apoyar la siguiente prórroga del estado de alarma. Sin embargo, el sector no está contento con estas ayudas.

El compromiso del Ejecutivo consiste en abrir una línea de crédito a través del ICO de 2.500 millones de euros antes del 15 de junio. Con estas líneas se podrá facilitar la liquidez de las empresas turísticas. Además, se podrán solicitar ayudas directas por valor de 151 millones de euros, con el fin de transformar y digitalizar la industria.

Sin embargo, el sector en cuestión denomina a estas ayudas «insuficientes y decepcionantes». Desde el Ministerio de Industria y Turismo se ha señalado que lo anunciado es tan solo una parte del plan global. De este plan se dará más información los próximos días.

Las quejas hacia el paquete de ayudas al turismo

José Luis Zoreda, vicepresidente ejecutivo del lobby Exceltur, ha mencionado lo siguiente sobre estas medidas:

«Valoramos el esfuerzo y el gesto de apoyo de Ciudadanos hacia el sector turístico, pero desde el punto de vista del Gobierno se trata de una aproximación económico-financiera poco realista y exigua para dar un apoyo estratégico a esta industria. No queremos solo más financiación de las pérdidas, sino que se sufraguen las pérdidas forzosas con transferencias directas y exenciones fiscales, para que cuando llegue el otoño continúen en pie el mayor número posible de empresas.»

Desde Exceltur se ha calculado que si alrededor de un 25% de los 140.000 millones que España prevé recibir del plan de reconstrucción europeo se dedicara al turismo, el Gobierno podría contar con un total de 35.000 millones de euros que podría emplearse en ayudar a este sector tan vulnerable después de la crisis. Así lo ha explicado el vicepresidente ejecutivo de Exceltur:

«Este dinero se podría dedicar a sufragar los ERTE en las condiciones necesarias, el auxilio a un mayor número de empresas para que lleguen al final de temporada, así como abordar uno de los mayores retos estructurales que tenemos: la transformación integral de algunos destinos turísticos pioneros de primera generación.»